0

Cumaná, Primera ciudad de América

cumana Cumaná, Primera ciudad de América
Uno de los aspectos más interesantes de la Ruta del Sol es la visita a Cumaná, la primera ciudad que se fundó en el continente americano (1521) y actual capital del estado Sucre. En la antigua entrada de la ciudad la redoma del indio da la bienvenida a la ciudad desde 1955. Significativos

Sitios históricos destacan en el centro, como el castillo de San Antonio de la Eminencia, construido en 1686 sobre la única elevación de importancia en la zona. Sobre la única elevación de importancia en la zona. Sobre la misma colina, el moderno Museo de arte Contemporáneo contrasta con la rancia e imponente presencia del castillo.

Al pie de esta loma, el antiguo barrio de Santa Inés alberga algunos edificios antiguos, como la iglesia de Santa Inés, una joya colonial de finales de siglo XVIII, erigida en honor de la patrona de la ciudad. A su lado, el fuerte de Santa Maria de la Cabeza fue el primer bastión fortificado de la ciudad.

El edificio sirvió como residencia del gobernador colonial  y dio refugio a la población  contra los ataques enemigos. A pocas cuadras hacia el sur y a  orilla del río Manzanares, se yergue estoico  un pálido muro, remanente de la riqueza que poseyó el  convento de San  Francisco,  donde  funcionó la primera institución educativa de América.

El casco histórico de la ciudad se impone  la catedral de Cumaná, obra construida en 1.945,  frente a la plaza Andrés Eloy Blanco. Cerca de allí, merece ser visitada la casa natal de Andrés Eloy Blanco – poeta fallecido en 1955 y autor del mundialmente famoso “Angelitos Negros”, en lo que hoy funciona un museo que recrea la vida , obra y los tiempos del poeta.

En la calle Bolívar, que sigue el curso del río Manzanares, se encuentra al amplio, fresco y muy popular parque Ayacucho. Los altos árboles dan sombra al antiguo Consejo Municipal, convertido ahora en el Museo Gran Mariscal de Ayacucho y galería Estatal de Arte. En la avenida Perimetral, al norte de la ciudad, se encuentra el monumento de la Fundación,  desde donde se aprecia una excelente vista del golfo de Cariaco y la península de Araya. La galería que funciona en el interior exhibe muestras artísticas y de historia natural.

Muy cerca de la ciudad se puede disfrutar del paseo peatonal a lo largo de la plácida playa de San Luís. En el sector conocido como Puerto Sucre, desde donde parten los transbordadores hacia la isla de Margarita, así como las lanchas rápidas y el pequeño ferry  que va a la península de Araya. Cerca de allí está marina pública Cumanagoto, una moderna instalación que sirve  a los navegantes deportivos y veleritas del Caribe  desde 1990.

La ruta del Sol continúa desde Cumaná  hacia el este, por la costa del golfo de Cariaco, y le brinda al visitante hermosas vistas de un mar interior, resguardado y tranquillo. Numerosos balnearios pueden ser visitados  en esta costa: el de cachamaure está  cerca de san Antonio del Golfo, y se  distingue porque sus cercanía un manantial  de aguas termales surge en el mar, a pocos metros de la orilla. Un poco más al este se encuentra la población  de Cariaco, fundada en 1605, cuya importancia residió  en que fue sede del primer Congreso de Venezuela, convocado en 1817 durante  la Primera República.

Desde allí  la vía terrestre  conduce al oeste, hacia la península de Araya, a través  de un terreno árido, sembrado de poblados de pescadores y playitas aisladas. A mitad de camino destacan la laguna y el morro de Chacopata; el morro es el punto más cercano entre tierra firme  y las islas de coche, Cubagua y Margarita y la laguna es el refugio de una numerosa bandada de flamencos que se alimentan en sus llanas aguas, colorido al manglar.


Escribe un comentario